Donación

Estamos sinceramente agradecidos a todos los que han decidido colaborar con el proyecto.

Quiero ayudar a

Boletín



12 January 2018 — Sat-Tila Ekadasi

Este Ekadasi ocurre en el mes de enero o febrero durante la luna menguante. Las glorias de Sat-Tila Ekadasi se describen en «Bhavishya Uttara Purana».

Una vez el sabio Dalbhya hizo una pregunta al sabio Pulastya: «Oh, estimable brahmán, la gente comete muchos actos pecaminosos: matan a los brahmanas, disfrutan de sus sentimientos en este mundo pecador. Por favor, explicame cómo ellos pueden librarse de este estado infernal que tienen por la culpa sus pecados?»

El sabio Pulastya respondió: «Oh, afortunado! En el día de Ekadasi que ocurre en el mes de enero o febrero durante la luna menguante uno debe adorar al Señor Supremo. Haciendo esta adoración una persona debe orar así: “Oh, Señor Janardana, oh, el más misericordioso Señor Krishna, tu eres el salvador de los pecadores. Por favor, ten misericordia de aquellos que se ahogaron en el océano de la existencia material. Oh, Brahmán Supremo! Oh, Suprema Personalidad de Dios! Oh, Señor del universo! Por favor, acepta mi adoración y que la acepte tu esposa Laksmidevi”.

Al hacer una reverencia al Señor hay que ofrecer reverencias a los brahmanas y darles toldos, ropa, zapatos y contenedores de agua. También hay que ofrecer vaca negra y semillas de sésamo a los mejores de los brahmanas. Al regalar las semillas de sésamo uno obtiene la oportunidad de vivir en el paraíso por muchos años.

En este Ekadasi uno debe bañarse en agua mezclada con semillas de sésamo, ungir el cuerpo con pasta de sésamo, hacer un sacrificio de fuego con semillas de sésamo, ofrecer a los antepasados agua mezclada con semillas de sésamo, comer granos de sésamo y distribuirlos libremente. Debido a estas acciones todas las consecuencias de actos pecaminosos se destruyen. Por lo tanto, este Ekadasi se llama Sat-Tila Ekadasi.
Cuando Narada Muni quiso oír narrar a Krishna las glorias de Sat-Tila Ekadasi y los resultados de la observancia de Sat-Tila Ekadasi el Señor Krishna le contó a Muni la siguiente historia.

“En los tiempos antiguos vivía una mujer brahmana. Ella observaba estrictamente el voto de Ekadasi y adoraba al Señor. Pero ella se hizo débil y flaca por observar constantemente diferentes votos durante el proceso de la adoración. Aunque ella daba regalos a los pobres brahmanas y las mujeres solteras ella nunca satisfacía a los brahmanas y semidioses ofreciéndoles granos alimenticios. Por lo tanto, creo que aunque el cuerpo de la brahmana estaba debilitado por ejecutar severas austeridades, ella era un alma puro. Pero ella nunca daba granos a los hambrientos.

Oh, mejor de los brahmanas! Queriendo poner a prueba esta mujer brahmana tomé la forma de un mendigo y vine a este mundo mortal. Fui a la casa de esta mujer con un vaso para pedir limosna en la mano. La mujer dijo: “Oh, brahmán! Por favor, dime de dónde vienes”. Fingí no oírla y le pedí limosna de nuevo. La mujer se enojó, tomó un puñado de barro y lo puso en mi vaso. Después de eso volví a mi morada.

Debido a sus austeridades esta mujer brahmana también volvió a mi morada. Aunque ella tenía una casa hermosa en esta casa no había riqueza, ni granos porque la mujer me había ofrecido un pedazo de barro. Oh, brahmán! Al entrar en la casa ella no encontró nada allí. Debido a que no tenía la riqueza la mujer perdió la paz. Se dirigió a mí y me dijo con enojo: “Oh, Janardana! Yo ejecutaba severas austeridades, observaba los votos y adoraba al Señor Vishnu. Pero por qué en ese caso no tengo granos alimenticios y la riqueza?” Yo le contesté a ella: “Oh, brahmana! Has venido aquí desde el mundo material y ahora, por favor, regresa a casa. Cuando impulsadas por la curiosidad las esposas de los semidioses vendrán a tu casa para el darshan tu tienes que hacerles decir las glorias de Sat-Tila Ekadasi. No abres la puerta hasta que hasta que completen la historia”. Después de escucharme la brahmán regresó a casa.

Una vez cuando la brahmana estaba en su habitación con la puerta cerrada por dentro llegaron las esposas de los semidioses. Ellas dijeron: “Oh, preciosa! Hemos venido aquí para tener tu darshan. Por favor, abre puerta”. La brahmini respondió: “Si queréis verme entonces, por favor, antes de que abra la puerta describidme la importancia y las glorias de Sat-Tila Ekadasi y el merito relacionado con la observancia de este Ekadasi”. Entonces una de las esposas de los semidioses describió las glorias de este Ekadasi. Al escuchar la historia la brahmana se quedó satisfecha y abrió la puerta. Al ver a la brahmana las esposas de los semidioses sintieron una alegría. Siguiendo las instrucciones de estas semidiosas la brahmana observaba el voto de Sat-Tila Ekadasi. Así que ella se convirtió en una hermosa radiante propietaria de suficientes granos alimenticios, la riqueza y el oro.

Sin embargo, nadie debe observar este Ekadasi impulsado por la codicia. Al observar este Ekadasi se van la mala suerte y la pobreza. Si en éste día de Ekadasi uno dona granos de sésamo se destruyen todas las consecuencias de sus actos pecaminosos”».



Возврат к списку